Newsletter

Just enter your email to get all the latest offers
[contact-form-7 404 "Not Found"]

Reloj despertador Space Age Design Digitor

150

Reloj despertador DIGITOR de los años 60 de carga manual. En un estado estético muy bueno no presenta marcas visibles del tiempo o del uso. Mecánicamente está perfecto. Se ha llevado a revisar y ajustar a un relojero experto.
Hecho en Hungría, muy poco sabemos o hemos encontrado de esta marca y modelo. Lo que sí sabemos es que es muy raro y muy buscado por coleccionistas y amantes del Space Age Design.

1 disponibles

Categoría:
Quiero más información

He leído y acepto la política de privacidad de Regreso Al Futuro

Deseo recibir comunicaciones comerciales de Regreso Al Futuro

Década

Años 60

Material

Plástico

País

Hungría

Dimensiones

11 cm ancho – 9 cm alto – 7 cm profundo

Sobre Digitor
Poco o nada sabemos sobre esta marca húngara que en la década de los 60 diseñó y puso en venta este reloj mecánico de diseño puramente espacial en la década de los 60.

En esos años proliferó lo que ha venido a llamarse como atomic age o space age design, objetos de todo tipo diseñados bajo la influencia de la carrera espacial por lanzar satélites o llevar al hombre al espacio y que dejó su huella muy marcada en todas las disciplinas del arte. La fácil maleabilidad del plástico ayudó a llevar a la práctica diseños de formas curvas con formas sorprendentemente futuristas que calaron muy hondo sobretodo en la cultura americana.

1 valoración en Reloj despertador Space Age Design Digitor

  1. Regreso al Futuro

    Es muy difícil resistirse a adquirir un objeto como éste pequeño DIGITOR con sus limpias formas, su brillante plástico curvo, sus discos numéricos y su marcado aire retro futurista. Eso es lo que nos pasó cuando alguien nos lo ofreció, que no nos pudimos resistir.
    El reloj funcionaba y su estado era bueno aparentemente pero con un objeto así en Regreso Al Futuro hemos querido dar un paso más y dejarlo perfecto para el nuevo dueño. El plástico se ha pulido para sacarle el brillo original y la maquinaria (un prodigio de resortes, muelles y palancas) ha sido revisada por un relojero experto con el fin de que funcione muchísimo tiempo más.
    Poco más se puede decir de un objeto tan deseable, que cumples tus deseos o no. Es cuestión de elección. Sólo se vive una vez. Yo elijo la primera opción, sin duda…

Añadir una valoración

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *